La cabra

Ibas con la cabeza en el manillar buscando que el viento te
absorbseriera.
Eras tú seguro.

No me cabe la menor duda.

Grabié, me dijeron que te habías ido para siempre.


Alguien que monta en una bicileta de alquiler como si de la cabra de Indurain se tratara, alguien así sólo puedes ser tú, y sin embargo me dijeron que te habías ido para siempre.

Allí estabas con tus amigos. Esos que nunca se fueron. Tus dos ángeles perdidos.

Suerte.

10 comentarios:

La gata Roma dijo...

Vaya, por un momento creí que estabas hablando del juez que viste en bici…
Bueno, o sea, me aclaro, al final encuentra a los amigos que echó del coche ¿no?
Pero ¿se ha acabado? Espero que no… o no sé…
Kisses a puñaos

Tormenta. dijo...

Y le fueron a buscar los angeles perdidos...?

besos niño.

Luz de Gas dijo...

La Gata he tenido mucho arte con lo de mi primo, me encanta decirle primo.

Que me gusta leerte y saber del Gabrié, se va a convertir en todo un personaje como Cortadillo

Joana dijo...

Hombre! ya encontraba a faltar a Grabié, hacía dias que no nos contabas nada.

rocio_siempre_rocio dijo...

eso se dice x ahi,se oye,se comenta,pero la verdad y pongo mi cuello q se q cnd entra werva,comienza el rocio,
saludos,paloma!

El callejón de los negros dijo...

Es lo que tiene observar con la obsesión de un aprendiz medieval, de un buscador de historias imposibles, de uno que junta letras para buscar la belleza... que pueden coincidir situaciones pero nada tienen que ver.

Grabié y sus ángeles perdidos, quienes si no se iban a preocupar de un personaje como él.

Entre planos de asalto a un banco he encontrado lo que me faltaba para concluir la historia.

Espero que antes de que terminen de recoger en Villanueva del Ariscal pueda terminarla. Y no le busquéis explicación. ¿O la tienen nuestras vidas correctas y deletreadas?

Siempre con el callejón abierto para mi gente bloguera...

Antonio

La gata Roma dijo...

Ya, ya… la mía no, pero bueno, es que alguna vez me han dicho que no soy… lo que se considera normal… en fin, para alguien como yo eso está mas cerca del cumplido que del insulto..
Kisses

El callejón de los negros dijo...

La normalidad no nos trae nada bueno ya que rechaza la belleza de las cosas que prefieren ocultarse tras una mirada fuera de las reglas del juego.

Lo que no quita que para vivir esta búsqueda tengamos que seguir la corriente pero por dentro... ay por dentro... mejor no escucharme con el fonendo del espejo de Blancanieves...


Se me va esto de las manos... ¿quién eres Callejón para filosofar? si luego caes en lo más vulgar...

Antonio

el aguaó dijo...

Yo creo que no se ha acabado. De hecho espero con ansia el siguiente peldaño.

No me lo pierdo y no falto a mi cita.

Un abrazo.

El callejón de los negros dijo...

Estamos ahí. Gracias a todos.

Nos vemos muyayos... que dirían los canarios... de Canarias.

Antonio